Idiomas

Niveles

Ayuda en Vivo a través del chat

 

Acerca de esta página

Bienvenidos al sitio de eLearning de New Muslims. Esta página es para musulmanes recién conversos que quieren aprender su nueva religión de una manera fácil y sistemática. Las lecciones aquí están organizadas por niveles. Así que primero vaya a la lección 1 en el nivel 1. Estúdielo y luego haga su examen. Cuando lo pase, vaya a la lección 2 y así sucesivamente. Nuestros mejores deseos.

Comience aquí

Es altamente recomendable que se registre para que sus calificaciones y avance sean guardados. Así que, primero regístrese aquí, luego empiece con la lección 1 en el nivel 1 y de ahí pase a la siguiente lección. Estudie a su gusto. Cada vez que vuelva a este sitio, haga clic en el botón "Llévame adonde llegué" (disponible solo para usuarios registrados). 

¿Podemos ver a Allah?

Descripción: Esta lección habla de la perspectiva islámica sobre ver a Allah en comparación con las enseñanzas judeocristianas.

PorImam Kamil Mufti

Publicado el17 Apr 2019 - Última modificación27 Sep 2017

Impreso: 5 - Enviado por e-mail: 0 - Visto: 275 (Promedio diario: 1)

Categoría: Lecciones > Creencias islámicas > La unicidad de Dios ( > Tawhid > )


Objetivos

·       Aprender que Allah no puede ser visto ni imaginado.

·       Comparar la enseñanza islámica sobre ver a Dios con las enseñanzas judeocristianas.

·       Comprender la petición de Moisés de ver a Allah.

·      Descubrir si el Profeta Muhammad (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con él) vio a Allah o no.

·       Analizar las "visiones de Dios" en las experiencias espirituales.

·       Aprender sobre ver a Allah en la otra vida.

Términos árabes

·       Salah: Palabra árabe que indica la conexión directa entre el creyente y Allah. Más específicamente, en el Islam se refiere a las cinco oraciones diarias formales, y es el acto de adoración más importante.

·       Sunnah: La palabra Sunnah tiene varios significados según el área de estudio; sin embargo, el significado que generalmente se le atribuye es: palabras, acciones y aprobaciones del Profeta.

·       Hadiz (plural: ahadiz): Es un relato o una historia. En el Islam se refiere a un registro narrativo de los dichos y acciones del Profeta Muhammad y sus compañeros.

       La mente humana es una verdadera maravilla, pero en ciertas áreas es limitada. Allah es diferente de todo lo que la mente humana pueda pensar o imaginar. Por lo tanto, si tratamos de imaginar a Allah, ciertos aspectos serán ambiguos y abiertos a una interpretación indefinida. Sin embargo, es posible comprender los atributos de Allah que no requieren hacer ninguna imagen mental. Por ejemplo, uno de los nombres de Allah es Al Ghaffar, que significa "el Perdonador". Todo el mundo puede entender esto fácilmente y así es como la mente humana puede pensar claramente en Allah. Las enseñanzas judías y cristianas sobre Dios se confunden en parte debido a su comprensión incorrecta sobre este asunto. La Torá judía enseña que Dios es como el ser humano:

"Y dijo: Hagamos al ser humano a nuestra imagen y semejanza. [...] Y Dios creó al ser humano a su imagen" (Génesis 1:26-27).

       Peor aún, algunos cristianos colocan estatuas o imágenes de un anciano de barba blanca que representa a Dios en sus iglesias. Algunas de ellas fueron producidas por personajes como Miguel Ángel, que representaba el Rostro y la Mano "de Dios" ―un anciano de aspecto duro― en sus pinturas.

       Hacer imágenes de Dios en el Islam está prohibido y equivale a incredulidad, ya que Allah nos dice en el Corán que nada se parece a Él:

“[...] No hay nada ni nadie semejante a Dios [...]” (Corán 42:11).

La petición de Moisés de ver a Allah

       Los ojos no pueden captar a Allah, Él nos informa esto en el Corán:

“La vista [de los seres humanos] no puede abarcarlo, pero Él sí ve [a todos Sus siervos] [...]” (Corán 6:103).

       Moisés, a quien Dios le habló y le mostró grandes milagros, fue elegido por Allah para ser Su Profeta. Se dice que Moisés pensó que, puesto que Allah solía hablarle, podría ser capaz de verlo si se lo pedía. La historia está registrada en el Corán, donde Allah nos cuenta lo que pasó:

"Cuando Moisés acudió al encuentro y su Señor le habló, [Moisés] Le pidió: 'Muéstrate para que pueda verte'. Dijo [Dios]: 'No podrías verme. Pero observa la montaña, si permanece firme en su lugar [después de mostrarme a ella], entonces tú también podrás verme'. Y cuando su Señor se mostró a la montaña, esta se convirtió en polvo y Moisés cayó inconsciente. Cuando volvió en sí exclamó: '¡Glorificado seas! Me arrepiento y soy el primero en creer en Ti'" (Corán 7:143).

       Allah dejó claro que nadie, ni siquiera el gran Profeta Moisés, puede soportar ver lo divino, porque Allah es demasiado grande para que los ojos humanos lo capten en esta vida. Según el Corán, Moisés se dio cuenta de que su petición era errada; por lo tanto, buscó el perdón de Allah por haber siquiera pensado en realizarla.

El Profeta Muhammad no vio a Allah en esta vida

       El Profeta Muhammad (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con él) realizó un viaje milagroso a través de los cielos para encontrarse con Allah. La gente pensó que, ya que el Profeta Muhammad habló con Allah en ese viaje, probablemente también Lo había visto. Uno de los compañeros, Abu Dharr, le preguntó al respecto. El Profeta respondió:

Solo había luz, ¿cómo podría verlo?"[1]

       ¿Cuál fue la luz que vio? El Profeta explicó:

"Ciertamente, Allah no duerme ni Le beneficia el dormir. Él es el que baja la balanza y la sube. Las obras de la noche suben a Él antes que las obras del día, y las del día antes que las de la noche, y Su velo es la luz"[2].

Visión de Dios en las experiencias espirituales

       Algunas personas, incluyendo algunos que dicen ser musulmanes, afirman haber tenido experiencias espirituales en las que vieron a Dios. Entre los relatos más comunes están el ver luces o un ser magnífico sentado sobre un trono. Tales experiencias suelen ir acompañadas del abandono de las prácticas islámicas básicas, como el salah y el ayuno, con la excusa errónea de que estas prácticas son solo para la gente común que no ha tenido esa clase de experiencias sobrenaturales.

       Uno de los fundamentos más importantes del Islam es que la ley revelada al Profeta Muhammad no puede ser cambiada o cancelada. Dios no hace legal para algunos lo que ha hecho ilegal para otros, ni comunica Su Ley a la gente a través de tales experiencias, sino que la Ley divina fue revelada a través del canal apropiado de revelación a los profetas, un canal que fue cerrado después del advenimiento del Profeta Muhammad, el último enviado de Dios. Es Satanás quien se hace pasar por Allah para engañar a la gente ignorante que cree en tales fenómenos y se extravía.

Ver a Allah en la otra vida

En esta vida Allah no puede ser visto, pero los creyentes verán a Allah en la otra vida, esto se establece claramente en el Corán y la Sunnah. El Profeta dijo: "El Día de la Resurrección será el primer día en que cualquier ojo mirará a Allah, el Poderoso y Glorificado"[3]. Describiendo los eventos del Día de la Resurrección, Allah dice en el Corán:

"Ese día, habrá rostros resplandecientes [de felicidad] contemplando a su Señor" (Corán 75:22-23).

Se le preguntó al Profeta si veríamos a Allah en el Día de la Resurrección, él contestó: "¿Te hace daño mirar la luna cuando está llena?"[4]. Respondieron: "No". Y él les dijo: "Ciertamente, Lo verán así". En otro hadiz el Profeta dijo: "Ciertamente, cada uno de ustedes verá a Allah el día en que se encuentren con Él, y no habrá velo ni intermediario entre Él y ustedes"[5]. Ver a Allah será una recompensa adicional al Paraíso para los musulmanes que vivirán en él. De hecho, la alegría de ver a Allah para un creyente será mayor que todas las alegrías del Paraíso combinadas. Los incrédulos, por otro lado, serán privados de ver a Allah y esto será un castigo mayor para ellos que todo el dolor y el sufrimiento del Infierno combinados.



Notas de pie:

[1] Sahih Muslim.

[2] Sahih Muslim.

[3] Darqutni, Darimi.

[4] Sahih Al Bujari, Sahih Muslim.

[5] Sahih Al Bujari.

Herramientas de la lección
Mala Mejor  Evaluar
| More
Déjenos un comentario o una pregunta

También puede preguntar mediante el servicio de chat en vivo disponible aquí.