Idiomas

Niveles

Ayuda en Vivo a través del chat

 

Acerca de esta página

Bienvenidos al sitio de eLearning de New Muslims. Esta página es para musulmanes recién conversos que quieren aprender su nueva religión de una manera fácil y sistemática. Las lecciones aquí están organizadas por niveles. Así que primero vaya a la lección 1 en el nivel 1. Estúdielo y luego haga su examen. Cuando lo pase, vaya a la lección 2 y así sucesivamente. Nuestros mejores deseos.

Comience aquí

Es altamente recomendable que se registre para que sus calificaciones y avance sean guardados. Así que, primero regístrese aquí, luego empiece con la lección 1 en el nivel 1 y de ahí pase a la siguiente lección. Estudie a su gusto. Cada vez que vuelva a este sitio, haga clic en el botón "Llévame adonde llegué" (disponible solo para usuarios registrados). 

Biografía detallada del Profeta Muhammad: El período mecano (parte 1 de 3)

Descripción: Una lección de tres partes que detalla la vida del Profeta Muhammad antes de la revelación y los años siguientes, hasta que los musulmanes fueron forzados a dejar La Meca. Parte 1: La Arabia preislámica y la vida temprana del Profeta Muhammad.

PorImam Kamil Mufti (© 2016 NewMuslims.com)

Publicado el23 May 2019 - Última modificación21 Sep 2016

Impreso: 4 - Enviado por e-mail: 0 - Visto: 252 (Promedio diario: 1)

Categoría: Lecciones > El Profeta Muhammad > Su biografía


Objetivos:

· Conocer la Arabia preislámica.

· Conocer la Era de la Ignorancia.

· Aprender sobre el nacimiento y la vida temprana del Profeta.

· Aprender sobre su reputación cuando era joven.

Términos árabes:

· Kabah: La estructura en forma de cubo ubicada en la ciudad de La Meca. Sirve como un punto focal hacia el cual se orientan los musulmanes durante la oración.

Detailed-Biography-of-Prophet-Muhammad-part-1-of-3.jpgLa vida del Profeta Muhammad (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con él) comienza en Arabia, pero su historia comenzó miles de años antes de su nacimiento. El libro del Génesis, que tanto judíos como cristianos respetan, menciona la historia de Abraham y sus dos hijos, Ismael e Isaac. Allah le ordenó a Abraham dejar a su esposa Agar y a su hijo Ismael allí, ambos solos, como una prueba de su devoción a Allah. Allah hizo brotar el agua para ellos y sobrevivieron en el desierto estéril.

Poco después, algunas de las tribus de los alrededores comenzaron a habitar este valle, que se conoció como La Meca. Ismael creció con la tribu árabe de Yurhum, aprendió su idioma y se hizo conocido como Ismail.

Más tarde, cuando Abraham (conocido en árabe como Ibrahim) regresó, él y su hijo fueron instruidos por Allah para construir un pequeño lugar de adoración dedicado a Él. Esta fue la primera edificación dedicada enteramente a la adoración de Allah. El padre y el hijo invitaron a los árabes a adorar a Allah y a renunciar a todos los ídolos falsos.

Ismail finalmente se convirtió en un Profeta, como su padre, y permaneció en La Meca con su familia. Después de Ismail, sus descendientes adoraron a Allah y siguieron sus enseñanzas morales. La Kabah seguía siendo un centro de adoración de Allah y los creyentes venían de todas partes de Arabia para la peregrinación.

La Era de la Ignorancia

La situación fue cambiando con el tiempo y los árabes olvidaron el verdadero camino de Ismail. La peregrinación se convirtió en un ritual vacío más que en un acto de adoración. Alrededor del siglo IV, la tribu llamada Juza'ah echó a los descendientes de Ismail de La Meca y uno de sus jefes introdujo la adoración de ídolos. En pocos siglos, la idolatría prevaleció en toda Arabia y la Casa de Allah se convirtió en una casa de la Idolatría. No es que no creyeran en un Creador, lo hicieron; sin embargo, comenzaron a creer que no se podían aproximar a Allah directamente sino a través de los ídolos que hacían de mediadores entre ellos y Allah. Realizaban sacrificios de animales para venerar a sus estatuas. La idolatría se convirtió en una religión organizada con la invención de ciertas costumbres religiosas.

Había otros árabes que no creían en Allah en absoluto. Algunos eran materialistas puros, que solo creían que el tiempo finalmente lo destruye todo. Otros adoraban el sol, la luna o ciertas estrellas y planetas. La mayoría de los adoradores de ídolos tenían poco o ningún concepto de una vida después de la muerte.

La condición de la mujer puede verse en el hecho de que cuando había un nacimiento, los padres expresaban abiertamente su descontento si se trataba de una niña. Algunos padres enterraban viva a la niña recién nacida por miedo a la pobreza. La prostitución era común y se convirtió en una norma social aceptada.

Muy pocas personas sabían leer y escribir o tenían algún tipo de educación formal. La única ciencia digna de mención era la poesía, en la que los árabes eran expertos.

Acontecimientos antes de su nacimiento

Alrededor del siglo V, Qusai Ibn Kilab lideró una revuelta contra la tribu de Juzaʿah y logró retomar el control de La Meca. Los miembros de su tribu, conocidos como los quraishíes, eran descendientes directos del profeta Ismail.

En el siglo VI, los quraishíes gozaban de una posición de honor entre las varias tribus dispersas por toda Arabia, porque se ocupaban de la Kabah y de los peregrinos que venían a visitarla.

La tribu de Quraish estaba formada por muchas familias o clanes diferentes. La familia de Hashim era ahora una de las más prominentes. Abdul Muṭṭalib, el jefe del clan, se convirtió en el líder no oficial de los quraishíes en La Meca. Tuvo muchos hijos, pero uno de sus favoritos era Abdullah. Se predijo que continuaría con el legado de su padre, pero no fue así. Abdullah se casó con Aminah, del clan llamado Banu Zuhrah. Unos meses más tarde, de camino a Iazrib, en el norte, se enfermó y falleció, dejando a su esposa embarazada.

Nace un huérfano

Aminah dio a luz a su hijo en el año 570. El abuelo del niño lo llamó Muhammad (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con é), que significa "el elogiado", un nombre raro en Arabia.

Era costumbre en Arabia que los niños de familias nobles se criaran en el desierto con los beduinos. Muhammad creció en la casa de Halimah, que era como una madre adoptiva, y aprendió los caminos del desierto. Visitaba La Meca cada tanto para ver a Aminah, su madre, y luego volvería al desierto de nuevo. Al poco tiempo, cuando Muhammad tenía solo seis años, su madre, Aminah, se enfermó gravemente y falleció mientras estaban de viaje. Su abuelo Abdul Muttalib lo cuidó y lo trató como a su propio hijo. Sin embargo, cuando Muhammad era un niño de tan solo ocho años, también falleció su abuelo. Fue su tío Abu Talib quien lo criaría a partir de ese momento.

Abu Talib amaba mucho a su sobrino e incluso lo llevaba consigo cuando viajaba a Siria y a otros lugares para hacer negocios.

Como pastor

Sin embargo, Abu Talib no era tan rico como su padre, entonces Muhammad tuvo que trabajar para ganarse la vida y ayudar a su tío. Comenzó su carrera como pastor, cuidando rebaños de ovejas y cabras para la gente de La Meca. Un pastor aprende mucho sobre responsabilidad: debe guiar a las ovejas, como grupo, y protegerlas de los depredadores al mismo tiempo; también aprende sobre paciencia, y tiene mucho tiempo para pensar y reflexionar, lejos del excesivo ruido de la ciudad.

Muchos de los profetas enviados por Allah a otros pueblos fueron pastores en algún momento de sus vidas, porque a lo que se dedica una persona tiene un gran efecto en su personalidad.

Su reputación

Muhammad fue uno de los pocos que se negó a adorar ídolos desde muy joven. Visitaba la Kabah para adorar solamente a Allah. También se abstuvo de comer cualquier carne que fuera sacrificada en nombre de un ídolo. Después de pastorear durante unos años, se interesó por el comercio y se convirtió en un hombre de negocios que comerciaba con los bienes de la gente en su nombre. Los más nobles entre los quraishíes eran comerciantes de profesión. Sin embargo, Muhammad se distinguió del resto por su honestidad y sinceridad. Rápidamente se lo conoció en La Meca como Al Amin (el Confiable). Además, era conocido por su alta moral, su carácter casto y por evitar los embriagantes, los juegos de azar, las relaciones ilícitas y otros vicios.

Herramientas de la lección
Mala Mejor  Evaluar
| More
Déjenos un comentario o una pregunta

También puede preguntar mediante el servicio de chat en vivo disponible aquí.