Idiomas

Niveles

Ayuda en Vivo a través del chat

 

Acerca de esta página

Bienvenidos al sitio de eLearning de New Muslims. Esta página es para musulmanes recién conversos que quieren aprender su nueva religión de una manera fácil y sistemática. Las lecciones aquí están organizadas por niveles. Así que primero vaya a la lección 1 en el nivel 1. Estúdielo y luego haga su examen. Cuando lo pase, vaya a la lección 2 y así sucesivamente. Nuestros mejores deseos.

Comience aquí

Es altamente recomendable que se registre para que sus calificaciones y avance sean guardados. Así que, primero regístrese aquí, luego empiece con la lección 1 en el nivel 1 y de ahí pase a la siguiente lección. Estudie a su gusto. Cada vez que vuelva a este sitio, haga clic en el botón "Llévame adonde llegué" (disponible solo para usuarios registrados). 

Guía del Corán para principiantes (parte 1 de 3)

Descripción: Una lección de tres partes que se centra en las cuestiones básicas a las que se enfrentan un musulmán nuevo al acercarse al Corán. Parte 1: Con respecto a lo que es el Corán, su organización, los principales temas y el estilo de presentación.

PorImam Kamil Mufti

Publicado el17 Apr 2019 - Última modificación04 Sep 2017

Impreso: 3 - Enviado por e-mail: 0 - Visto: 401 (Promedio diario: 2)

Categoría: Lecciones > El Noble Corán > Entendiendo el Corán


Objetivos

·       Comprender qué es exactamente el Corán.

·       Aprender lo básico del Corán y cómo está organizado.

·       Conocer los principales temas incluidos en el Corán.

·       Entender el estilo del Corán al analizar sus temas.

Términos árabes

·       Sura: Capítulo del Corán.

·       Ramadán: El noveno mes del calendario lunar islámico. Es el mes en el que se prescribió el ayuno obligatorio.

·       Yuz: Una tercera parte del Corán.

·       Ayát (singular: ayah): La palabra ayát puede tener muchos significados. Casi siempre se usa cuando se habla de las pruebas de Allah. Estos incluyen evidencias, versículos, lecciones, señales y revelaciones.

       En tres lecciones, nos enfocaremos en algunos temas básicos que un principiante enfrentará cuando se acerque al Corán. ¿Qué es el Corán y cómo está organizado? ¿Cuáles son sus temas principales y su estilo de presentación? ¿Cuáles son algunas buenas traducciones para un principiante, y qué debemos tener en cuenta al leerlas? ¿Puede el Corán ser interpretado libremente de acuerdo a nuestro propio entendimiento? ¿Qué pasa si no entiendo algo que he leído? ¿Adónde voy para obtener respuestas? Finalmente, ¿qué estado de ánimo debo tener antes de abrir y leer el Corán?

¿Qué es exactamente el Corán?

        El Corán es la Palabra literal y hablada de Allah revelada al último Profeta, Muhammad (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con él) a través de Gabriel, el Ángel de la Revelación, transmitido a nosotros a través de numerosos canales, tanto verbalmente como por escrito. Inimitable y único, está divinamente protegido de la corrupción. Dios dice:

"Yo he revelado el Corán y Yo Soy su custodio" (Corán 15:9).

Lo básico

        Lo primero que un principiante debe entender sobre el Corán es su forma. La palabra árabe Qur'an significa literalmente tanto "recitación" como "lectura". Es así que el Corán se recitaba oralmente y se escribía en forma de libro. El verdadero poder del Corán permanece en la recitación oral, ya que se supone que debe leerse en voz alta y melodiosa, pero aun así los versículos fueron escritos en materiales disponibles como una ayuda para memorizarlos y preservarlos, y estos fueron recopilados y ordenados en forma de libro tanto en privado como, en una etapa posterior, institucionalmente. El Corán no fue hecho para contar una historia cronológica y, por lo tanto, no debe ser visto como una narración secuencial, como el libro del Génesis, por ejemplo.

        El Corán a menudo repite ciertos versículos y asuntos, cambiando de tema entre ellos y, con frecuencia, relaciona las narraciones en forma resumida. Podemos ver dos razones para ello. En primer lugar, tiene un propósito lingüístico y es una de las poderosas técnicas retóricas del árabe clásico. En segundo lugar, todos los temas del Corán, sin importar cuán variados sean, están envueltos alrededor de un hilo conductor que recorre todo el libro: no hay otro dios verdadero sino Allah, y Muhammad es Su Mensajero. El Corán, a diferencia de la Biblia, no se ocupa de genealogías, eventos cronológicos o detalles históricos minuciosos, muchos de los cuales no se ajustan a un discurso oral. El propósito es usar eventos, del pasado y del presente para ilustrar este mensaje central. Así que cuando el Corán discute las propiedades curativas de la miel o la vida de Jesús, ninguno de los temas es un fin en sí mismo, sino que cada uno está relacionado de una manera u otra con el mensaje central: la Unicidad de Dios y la unidad del mensaje profético.

        Otro punto importante a tener en cuenta es que el Corán no fue revelado de una sola vez, sino que fue revelado en partes a lo largo de 23 años. Muchos pasajes descendieron en respuesta a eventos específicos. A menudo, la revelación coránica era transmitida por el Ángel Gabriel al Profeta Muhammad como respuesta a las preguntas planteadas por los incrédulos. El Corán se dirige a estos incrédulos, a la Gente del Libro (un término que el Corán utiliza para referirse a judíos y cristianos), a la humanidad en general, a los creyentes y, por último, al Profeta mismo, ordenándole lo que debía hacer en una situación determinada o consolándolo frente a las humillaciones y el rechazo. Conocer el contexto histórico y social de la revelación aclara los significados contenidos en el texto mismo.

¿Cómo está organizado el Corán?

El Corán se compone de 114 partes o capítulos de diferentes tamaños. Cada capítulo se llama surah en árabe y cada oración o frase del Corán se llama ayah, que literalmente se traduce como "signo". Al igual que la Biblia, el Corán está dividido en unidades separadas, a las que se conoce como "versículos" en español. Estos versículos no tienen una longitud estándar; y dónde cada uno comienza y termina no fue decidido por los seres humanos, sino que fue dictado por Dios. Cada uno es pronunciado de forma individual y posee un significado cerrado, y es denominado ayah en árabe (signo). Todas las suras, excepto una, comienzan con Bismillahi Ar-Rahmani Ar-Rahim (Comienzo con el nombre de Allah, el Misericordioso, el Compasivo). Cada sura tiene un nombre que generalmente se relaciona con un tema central dentro de ella. Por ejemplo, la sura más larga, Al Baqarah (La vaca), lleva ese nombre debido al relato sobre Moisés cuando les ordenó a los judíos que ofrecieran el sacrificio de una vaca, y comienza cuando Dios dice:

“Y [recuerden] cuando Moisés dijo a su pueblo: 'Dios les ordena ofrendar una vaca'” (Corán 2:67).

Dado que los capítulos son de diferentes tamaños, el Corán fue dividido por los eruditos del primer siglo, después de la muerte del Profeta, en treinta partes aproximadamente iguales, cada una de las cuales se llama yuz en árabe. Esta división del Corán se hizo para que la gente lo memorizara o leyera de una manera más organizada, y no tiene ninguna influencia en la estructura original, ya que son meras marcas en los lados de las páginas que indican qué parte es. En el mes de ayuno, Ramadán, se suele recitar un yuz cada noche, y todo el Corán se completa al final del mes.

El estilo del Corán

¿Qué temas aborda el Corán? El Corán aborda varios temas. Lo más importante es que habla de la Unicidad de Allah y de cómo vivir una vida que Le agrade. Otros temas incluyen la doctrina religiosa, la creación, el derecho penal y civil, el judaísmo, el cristianismo y el politeísmo, los valores sociales, la moralidad, la historia, historias de profetas pasados y la ciencia. Las características más importantes del estilo del Corán al tocar estos temas son:

(1)  El uso de parábolas para despertar la curiosidad del lector y explicar verdades profundas.

(2)   Más de doscientos pasajes comienzan con la palabra árabe Qul (Di) dirigiéndose al Profeta Muhammad para dar respuesta a una pregunta, para explicar una cuestión de fe o para anunciar un fallo legal. Por ejemplo:

“Di: '¡Oh, Gente del Libro! ¿Acaso nos reprochan que creamos en Dios, en la revelación que nos fue enviada y lo que fue revelado anteriormente, o lo hacen solamente porque la mayoría de ustedes son perversos?'” (Corán 5:59).

(3)  En algunos pasajes del Corán, Allah jura por Su maravillosa creación, tanto para fortalecer un argumento como para disipar dudas en la mente del oyente:

"Juro por el sol cuando resplandece, 

por la luna cuando lo refleja, 

por el día cuando fulgura, 

por la noche cuando cubre con su oscuridad, 

por el cosmos y la creación maravillosa que hay en él, 

por la Tierra y su vasta extensión,

por el alma y su armonía..." (Corán 91:1-7).

A veces, Allah jura por Sí mismo:

“Pero no, [juro] por tu Señor que no creerán [realmente] a menos que te acepten como juez de sus disputas, y no se resistan a aceptar tu decisión y se sometan completamente” (Corán 4:65).

(4)  Por último, el Corán contiene lo que se denomina "las letras inconexas". Estas son letras del alfabeto árabe que, si se toman en conjunto, no tienen un significado conocido en el léxico árabe. Esta fue una de las maneras en que Allah desafió a los árabes, quienes se caracterizaban por su elocuencia al hablar, a que presentaran algo similar a estas letras del Corán. Ellas se encuentran al principio de veintinueve suras. Por ejemplo, el primer ayah de la sura Al Baqarah aparece en diferentes traducciones como:

Cortez: `lm.

Asad: Alif. Lam. Mim.

García: Álif. Lam. Mim.

Examen y navegación rápida
Herramientas de la lección
Mala Mejor  Evaluar
| More
Déjenos un comentario o una pregunta

También puede preguntar mediante el servicio de chat en vivo disponible aquí.