Idiomas

Niveles

Ayuda en Vivo a través del chat

 

Acerca de esta página

Bienvenidos al sitio de eLearning de New Muslims. Esta página es para musulmanes recién conversos que quieren aprender su nueva religión de una manera fácil y sistemática. Las lecciones aquí están organizadas por niveles. Así que primero vaya a la lección 1 en el nivel 1. Estúdielo y luego haga su examen. Cuando lo pase, vaya a la lección 2 y así sucesivamente. Nuestros mejores deseos.

Comience aquí

Es altamente recomendable que se registre para que sus calificaciones y avance sean guardados. Así que, primero regístrese aquí, luego empiece con la lección 1 en el nivel 1 y de ahí pase a la siguiente lección. Estudie a su gusto. Cada vez que vuelva a este sitio, haga clic en el botón "Llévame adonde llegué" (disponible solo para usuarios registrados). 

Modales al hacer las necesidades fisiológicas

Descripción: El Islam es una religión que lo abarca todo y no deja piedra sin voltear. Incluso algo tan mundano como los modales al hacer las necesidades fisiológicas han sido indicados por el Profeta Muhammad (la paz sea con él), y tiene que ver con el concepto de higiene y recato que tiene el musulmán.

PorImam Kamil Mufti

Publicado el17 Apr 2019 - Última modificación21 May 2017

Impreso: 3 - Enviado por e-mail: 0 - Visto: 400 (Promedio diario: 2)

Categoría: Lecciones > Actos de adoración > Las oraciones


Objetivos

·       Conocer los modales al hacer las necesidades fisiológicas que nos enseñó el Profeta (que la misericordia y las bendiciones de Allah sean con él).

Términos árabes

·       Qiblah: La dirección hacia donde uno se orienta durante las oraciones formales.

·       Wudú: Ablución.

·       Salam: El saludo islámico de "As-salamu alaikum".

Algo tan terrenal como es hacer las necesidades fisiológicas está unido al sentido de higiene y el recato de un musulmán. No hay nada extraño en ello, pues el Islam literalmente abarca todo, y esto provoca una agradable sorpresa en algunas personas. Incluso en la época del Profeta, un idólatra le dijo con sorpresa a Salmán el persa: “¡Su Profeta les ha enseñado de todo, hasta cómo defecar!” Salman respondió: “Sí, él nos prohibió encarar la dirección de La Meca al orinar o defecar…”[1].

En esta lección vamos a detallar los modales que sigue el musulmán al hacer sus necesidades, algo aparentemente sin importancia, pero que tiene mucha relación con la higiene personal y la práctica religiosa.

(A)   Plegarias que se pronuncian antes de evacuar

Hay ciertas plegarias que uno debe pronunciar al entrar o salir del excusado, ya sea este un baño o al descampado.

(a)  Uno debe decir “Bismillah” (inicio en el nombre de Allah) antes de entrar, porque el Mensajero de Allah dijo:

“Los ojos de los yinn quedan impedidos de ver la desnudez del ser humano cuando uno dice antes de entrar al excusado ‘Bismillah’” (At-Tirmidhi).

(b)  Allah-humma inni a’udhu bika min al-jubuzi wa’l-ja-ba’iz.

“Allah, busco refugio en Ti contra los demonios machos y hembras” (Abu Dawud, Al-Tirmidhi).

Entrar con el pie izquierdo.

(B)   Dentro del baño

No encarar la qiblah

Por respeto, un musulmán no debe encarar la qiblah[2] cuando orina o defeca. El Mensajero de Allah dijo:

“Cuando se sientan para hacer sus necesidades, no deben encarar la qiblah ni darle la espalda” (Sahih Muslim).

Ponerse a cubierto

Debemos ponernos a cubierto de las miradas cuando estamos evacuando. El Mensajero de Allah prefería ponerse a cubierto detrás de una colina o un grupo de palmeras[3]. Si una persona está a campo abierto y no puede encontrar un lugar para resguardarse cuando siente la necesidad de evacuar, debe alejarse de la gente [ir a un lugar apartado]. Uno de los sahabah contó que estaba de viaje con el Profeta, y que cuando el Profeta quiso hacer sus necesidades, se retiró a un lugar muy alejado[4].

Cuando uno está a campo abierto, no debe descubrir su intimidad hasta estar sentado en cuclillas, pues así queda más a protegido de las miradas[5]. Si uno está dentro de un edificio, debe asegurarse de que ha cerrado la puerta del baño y está resguardado de las miradas.

(C)   Cómo hacer las necesidades fisiológicas

En cuclillas

En exteriores, la mejor manera de evacuar es en cuclillas. Es mejor adoptar una postura donde uno quede más a cubierto y no salpique su cuerpo ni sus ropas. Si hay necesidad y uno no teme salpicarse, se puede orinar de pie.

No salpicarse

Uno debe tener cuidado de no salpicarse el cuerpo o la ropa con la orina. Si la orina o los excrementos alcanzan parte de la ropa o el cuerpo, esa parte debe ser lavada hasta que la impureza salga completamente. El Mensajero de Allah pasó frente a dos tumbas y dijo:

“En verdad que ellos están siendo castigados, y por algo que les parecía sin importancia: este no se ponía a cubierto de su orina, y el otro solía andar contando chismes” (Sahih Al Bujari).

Lugares prohibidos

El Islam prohíbe orinar en lugares por los que la gente puede pasar o donde buscan sombra, como en un parque, porque esto es una molestia para la gente. El Profeta dijo: "Teman las dos maldiciones"; los sahabas preguntaron: “¿Y cuáles son esas dos maldiciones, Mensajero de Allah?”. Él dijo:

“Cuando una persona hace sus necesidades en el camino de la gente o donde buscan sombra” (Abu Dawud).

Así también, es prohibido orinar en agua estancada, lo prohibió el mismo Mensajero de Allah[6]pues esto obviamente contamina el agua y es una grave molestia para quienes la usan.

Conversación

No se debe decir "as-salamu alaikum" a una persona que está evacuando, ni se debe responder con "wa alaikum as-salam" mientras se está evacuando, por respeto al nombre de Dios. As-Salam es uno de los bellos nombres de Allah.

Un hombre pasó cerca del Profeta mientras él orinaba, y lo saludó con el Salam. El Mensajero de Allah le dijo:

“Si me ves en esta situación, no me saludes; pues, si lo haces, no te responderé” (Ibn Mayah).

Es detestable hablar sin necesidad mientras se evacúa.

Urinarios

Los urinarios deben ser evitados por cuatro razones. Primero, no hay privacidad. Las partes privadas quedan expuestas y esto es indecente y prohibido. Segundo, es casi imposible evitar salpicarse. Tercero, no hay papel higiénico. Cuarto, la gente suele hablar mientras orina, y es mejor hablar fuera del baño.

(D)   Al higienizarse

(a)      Usar la mano izquierda

Hafsa, la esposa del Profeta, relató que él solía usar su mano derecha para comer, beber, hacer wudú, vestirse, dar o recibir cosas; y usaba su mano izquierda para otras acciones[7].

Uno no debe tocarse el pene con la mano derecha al orinar porque el Profeta dijo:

“Cuando orinan, no deben sostener su pene con la derecha ni limpiarlo con la derecha” (Sahih Al Bujari).

No es permitido limpiarse con la derecha después de orinar o defecar, la mano izquierda debe usarse para tal propósito, porque el Profeta dijo:

“Cuando se limpien, no usen la mano derecha” (Sahih Al Bujari).

(b)      Material para limpiarse

Se puede usar agua o papel higiénico. Es mejor usar ambos. Sean cuidadosos de limpiarse bien de toda impureza después de hacer sus necesidades, porque el Profeta advirtió contra ser descuidado al limpiarse después de orinar:

“La mayor parte del castigo en la tumba será por la orina” (Ibn Mayah).

(c)  La impureza debe ser lavada o limpiada tres o más veces, y es mejor que sea en un número impar de veces, de acuerdo a lo que se deba limpiar, porque el Profeta dijo:

“Cuando se limpien, háganlo en un número impar de veces” (Ahmad).

Unas palabras sobre lavarse las manos

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud (NIH), una de cada cuatro enfermedades relacionadas con los alimentos, entre muchas otras, es causada por no lavarse las manos o no hacerlo adecuadamente. Lavarse las manos no solo es algo fácil de hacer, sino que es considerada la mejor manera de impedir la diseminación de una infección. Si los funcionarios de salud lo exigen, ¿cuánta más atención le deben prestar los musulmanes? De acuerdo con el Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) y el Instituto Nacional de Salud, un buen lavado de manos requiere de tres elementos fundamentales: jabón, agua corriente y fricción. Refregarse activamente las manos y los dedos con jabón, produciendo una espuma que cubra toda la superficie de las manos (incluyendo los dedos y bajo las uñas), por diez o quince segundos como mínimo. Seguidamente, enjuagarse abundantemente con agua corriente. Presta atención a anillos y uñas largas, ambos retienen bacterias y suciedad. Para evitar contaminarse de nuevo las manos, hay que lavar el grifo con agua o papel higiénico antes de cerrarlo; mejor aún, no se debe usar una mano contaminada para abrirlo en primer lugar. Luego, secarse las manos con una secadora de aire caliente o una toalla desechable nueva.

(E)   Plegaria al salir del baño

Se debe salir del baño con el pie derecho y decir:

"Ghufrának (busco Tu perdón)" (Abu Dawud, At-Tirmidhi).



Notas de pie:

[1] At-Tirmidhi

[2] La dirección del rezo formal y de la Kabah, la Casa de Allah.

[3] Sahih Muslim.

[4] At-Tirmidhi.

[5] “Cuando el Profeta hacía sus necesidades, no levantaba sus ropas hasta estar en cuclillas cerca del suelo” (At-Tirmidhi).

[6] Sahih Muslim.

[7] Musnad.

Examen y navegación rápida
Herramientas de la lección
Mala Mejor  Evaluar
| More
Déjenos un comentario o una pregunta

También puede preguntar mediante el servicio de chat en vivo disponible aquí.