Idiomas

Niveles

Ayuda en Vivo a través del chat

 

Acerca de esta página

Bienvenidos al sitio de eLearning de New Muslims. Esta página es para musulmanes recién conversos que quieren aprender su nueva religión de una manera fácil y sistemática. Las lecciones aquí están organizadas por niveles. Así que primero vaya a la lección 1 en el nivel 1. Estúdielo y luego haga su examen. Cuando lo pase, vaya a la lección 2 y así sucesivamente. Nuestros mejores deseos.

Comience aquí

Es altamente recomendable que se registre para que sus calificaciones y avance sean guardados. Así que, primero regístrese aquí, luego empiece con la lección 1 en el nivel 1 y de ahí pase a la siguiente lección. Estudie a su gusto. Cada vez que vuelva a este sitio, haga clic en el botón "Llévame adonde llegué" (disponible solo para usuarios registrados). 

Protección contra el mal (parte 1 de 2)

Descripción: Exposición del perjuicio y el daño sobrenatural, y cómo protegerse espiritualmente de acuerdo a las enseñanzas del Islam.

PorImam Kamil Mufti (© 2012 IslamReligion.com)

Publicado el09 May 2019 - Última modificación03 Feb 2015

Impreso: 3 - Enviado por e-mail: 0 - Visto: 197 (Promedio diario: 1)

Categoría: Lecciones > Actos de adoración > Diversas acciones recomendables


Objetivos

·       Entender el significado de “sobrenatural”.

·       Identificar las fuentes del daño sobrenatural: demonios, “mal de ojo” y brujería.

·       Apreciar que el mal en nuestras vidas no está fuera del control de Allah.

·       Aprender a protegernos con oraciones e invocaciones reveladas por Allah.

ProtectionfromEvil1.jpgEn estos días, los fenómenos sobrenaturales son enfatizados en la mayoría de los programas modernos de ficción en el cine y la televisión. Todos han leído sobre brujas, hechiceros, vampiros, espíritus errantes y hombres lobo. Si bien gran parte de esto es solo ficción, según las enseñanzas islámicas hay un elemento de verdad en los fenómenos sobrenaturales. Algunas personas pueden haber tenido una experiencia directa con lo sobrenatural y se quedaron con preguntas al respecto, pero jamás recibieron las respuestas correctas.

Primero, debemos entender qué se entiende por fenómeno sobrenatural. “Lo sobrenatural” es lo que se encuentra fuera de la naturaleza y, por lo tanto, fuera de la ciencia también. En consecuencia, lo sobrenatural parece intrínsecamente misterioso y, por ende, aterrador; los seres humanos temen a lo que desconocen.

Por ello, a fin de separar la realidad de la ficción, confiamos en la única fuente verdadera de conocimiento sobrenatural, que es la revelación de Allah contenida en el Corán y en la Sunnah del Profeta Muhammad. Una vez entendemos que lo sobrenatural puede ser comprendido a través de la revelación, conquistamos nuestro temor a lo desconocido a medida que aprendemos las formas que Allah nos enseña de mantenernos seguros y protegidos.

Según las enseñanzas islámicas, las siguientes son las principales fuentes de daño o perjuicio sobrenatural:

Yinnes y demonios

      Los yinnes son reales y son criaturas creadas por Allah. Entre ellos hay demonios (yinnes incrédulos) y creyentes. Ellos pueden vernos, pero nosotros no podemos verlos. Los demonios pueden atacar a los seres humanos y aterrorizarlos. Un demonio también puede poseer el cuerpo de un ser humano porque se enamoró de él o para hacerle daño, o posiblemente por otra razón.

Envidia y celos hacia los demás

      La envidia destructiva significa desear que a otra persona le sean retiradas las bendiciones de Allah. Desear tener lo que alguien más tiene (un objeto o una habilidad) no es envidia, pero desear que se lo quiten es destructivo.

“Mal de ojo”

      El “mal de ojo” es cuando una persona hiere a otra con su “mirada fija”. El punto de partida es cuando a una persona le gusta algo, y luego al mirar repetidamente el objeto de sus celos, sus sentimientos malignos lo afectan. Para aclarar algo de manera sencilla, si una persona está en presencia de alguien con quien desea casarse, y esa persona sonríe en su dirección, la persona puede experimentar una sensación extraña. Del mismo modo, cuando una persona está ante alguien a quien teme, como su jefe y teme ser despedida, y de repente se le llama, esa persona sentirá una leve sensación de dolor y puede incluso desmayarse. El mal de ojo incorpora este aspecto, y también va más allá de la naturaleza de uno mismo... los celos y el odio puro hacia una persona debido a una bendición que esta haya recibido, y el deseo ardiente de ver esa bendición eliminada. Todos los que ponen el “mal de ojo” sobre alguien son envidiosos, pero no todos los que envidian ponen el “mal de ojo” en otra persona.

Brujería y hechicería

      La brujería y la hechicería son reales y pueden afectar a una persona física y psicológicamente, por lo que la persona se enferma, y se puede lograr que un matrimonio se separe. La mayor parte de esto se hace a través del shirk y ofreciéndoles a los demonios lo que ellos quieren.

La verdad es que nada puede lastimarte por sí mismo, a menos que Allah lo permita. En otras palabras, debes tener la firme creencia de que Allah tiene el control y no un ser creado. Es por ello que un musulmán no debe caer en la paranoia, la ansiedad, las dudas o sospechas ni temor excesivo a lo paranormal, ni dejarse abrumar por ello al punto de verse afectado por enfermedades psicológicas. Uno debe pensar positivamente acerca de Allah y entender que lo que sea que ocurra, solo pasa con el permiso de Allah. No hay hechicero, demonio ni “mal de ojo” que sea más fuerte que Allah. Dado que solo Él tiene el control, Él es el Único capaz de evitar el daño y aliviar la angustia. Si la persona comprende eso, se volverá hacia Allah y pondrá toda su fe en Él.

A fin de confiar correctamente en Allah, un musulmán debe tener la creencia y el conocimiento correctos. Primero, Allah sabe qué es lo mejor. Dice el Corán:

“… Es posible que les disguste algo y sea un bien para ustedes, y es posible que amen algo y sea un mal para ustedes. Dios conoce [todo] pero ustedes no” (Corán 2:216).

Segundo, Allah es Justo. Él nos dice:

“… Tu Señor no oprimirá a nadie” (Corán18:49).

Tercero, Allah es suficiente para cualquiera que ponga su confianza en Él:

“… Quien deposite su confianza en Dios, sepa que Él le será suficiente...” (Corán 65:3).

Un musulmán puede protegerse a sí mismo al renunciar a los pecados, cumplir con los deberes religiosos obligatorios, tener una fe firme en Allah, depositar toda su confianza en Él como se explicó anteriormente, y buscar refugio en Él recitando las oraciones de protección narradas por el Profeta Muhammad.

En la siguiente lección veremos las súplicas generales para mantenernos seguros y protegidos del mal, también nos protegen de las cosas dañinas en general y de los susurros de Satanás, quien pone dudas en nosotros y nos invita a la falsedad y el pecado. Pensemos en ellas como una medicina de venta libre, similar a los analgésicos de amplio espectro. También hay oraciones específicas, como los medicamentos de venta restringida, que son usados solo para alguien que ha sido diagnosticado con una dolencia específica. Por favor, que se convierta en un hábito decir estas oraciones a diario. Al igual que un multivitamínico o una dieta nutritiva es buena para el cuerpo, estas oraciones ofrecen protección espiritual siempre y cuando se mantenga una fe firme y se mantenga uno alejado de los pecados como el alcohol, las drogas, los juegos de azar, etc. Hay que tener en cuenta que no serán eficaces si no se hacen las oraciones obligatorias o si uno se entrega a pecados graves.

Examen y navegación rápida
Herramientas de la lección
Mala Mejor  Evaluar
| More
Déjenos un comentario o una pregunta

También puede preguntar mediante el servicio de chat en vivo disponible aquí.

Más lecciones en el mismo nivel4